sábado, 29 de noviembre de 2008

Aquellos maravillosos años

El final de una de las mejores series de televisión jamás emitidas lo resume todo en unas cuantas líneas.
"Growing up happens in a heartbeat, one day you're in diapers, next day you're gone. But the memories of childhood stay with you for the long haul.

And the thing is, after all these years I still look back with wonder."
Generación tras generación ha escuchado lo mismo una y otra vez, "cuando menos te des cuenta, te habras hecho mayor y el tiempo pasará más rápido de lo que te gustaría"

Nadie entiende estas palabras la primera vez que las escucha, ¿hacerse mayor? faltan tantos años todavía que parece imposible que llegue ese día en un futuro próximo.

De pronto y sin darte cuenta, llega ese día en el que los demás ya no te ven como un niño, ni siquiera como un joven, aunque dentro, muy dentro de ti, poco haya cambiado y te sigas sintiendo todavía como un niño.

Una pena que las responsabilidades, el dinero y la experiencia destruyan esa inocencia de la infancia, en la no existian los problemas, donde la felicidad era casi absoluta y la imaginación no tenia límites.

Sabes que ya no eres inmortal, que la vida en algunas ocasiones no es un camino de rosas y muchas veces es muy injusta con muchos. Pero aprendes a apreciar esos momentos, muchas veces demasiado cortos, que realmente merecen la pena. La risa de un niño, la sabiduría de los mayores, la belleza de una puesta de sol ó el abrazo de una persona a la que quieres.

Estás agradecido por aquellos maravillosos años, por revivir junto a tus hijos esa maravillosa época llamada infancia y sobre todo, por ser de los privilegiados a los que se les dibuja una sonrisa en la cara al pensar en todo ello.

Desde aquí mis pensamientos a todos los que no tienen estos recuerdos, a los que algo ó álguien les robo la posibilidad de tener una niñez sin problemas y hermosa.

No existe mayor crimen e injusticia que quitarle ó negarle a un niño la posibilidad de ser niño, sus alegrías, sus ilusiones, su imaginación y sobre todo la felicidad absoluta de los primeros años de una vida.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tus comentarios, ideas y contribuciones son bienvenidos siempre que se hagan de una manera respetuosa, educada y razonada.